10 RECOMENDACIONES DIARIAS DEL UNDER MUNDIAL PARA EL OÍDO EXIGENTE #59

Recomendaciones Musicales

Estas son 10 razones musicales, en forma de recomendaciones diarias, desde el planeta a tus oídos.

Igotlostinsidemyhead, moshimoshi (Finlandia)

Desde el inicio de su ejecución, esta propuesta tiene la energía latente del rock en todas sus entrañas. Lo que encontramos es un viaje entre esta intención sonora y el punk, que se juntan en un espacio bien trabajado, capaz de levantar la furia de cualquier que necesita un golpe musical como este. La banda finlandsa moshimoshi existe para que moshees, acumulando energía en cada grito y previa sonora a la explosión. Es la excusa perfecta para tirar todo el dolor en salto infinitos y sudorosos.

Raised by Wolves, All The Queen’s Horses (Irlanda)

Evoca nostalgia y asegura el camino sonoro con la seguridad adecuada de una propuesta relajada. El viaje de Raised by Wolves tiene la intención perfecta de acumular su vida musical en un proceso pesado pero bastante nostálgico, capaz de arriesgar todos los sonidos en una búsqueda constante por crear un ambiente sombrío dentro de un momento complejo. La banda irlandesa consigue una canción muy emotiva, capaz de entrar a nosotros con la elegancia pura del slowcore y el placer instantáneo de seducirnos con la oferta sonora que escuchamos en ella.

Oops (Acústico), Ivy Ash (Gran Bretaña)

Ivy Ash llega desde Gran Bretaña con Oops, en su formato acústico. Esta edición nos permite reconocer el valor que tiene la voz de Ivy en esta canción, que evoca un principio bien trabajado en cuanto a su música, que acumula un buen trabajo de ejecución para quienes buscan una canción sencilla pero lo suficientemente ligera para tocarnos muy por dentro. La composición de Ash es ligera para quienes desean una tarde de disculpas coquetas y relajarse en el pasto sin preocupaciones del mundo.

The Ides of March, All The Queen’s Horses (Irlanda)

Esta segunda canción que compartimos de la banda irlandesa nos deja ver otra cara del proyecto, que lleva una impronta diferente al slowcore, aquí lo que busca es aferrarse a la sensibilidad del folk, que lleva una impresionante ejecución en la suavidad con que está trabajado el concepto. Escuchar esta canción permite muy bien ambientarse en esta soledad trabajada de la banda, que consigue en la voz un detalle impresionante, mezclado a los instrumentos de cuerda, que le dan la gravedad exacta para atacar con suavidad a cualquier cuerpo frágil o en destrucción. Si necesitas soledad con tus ideas, esta es tu canción.

Jejune, Calming River (Gran Bretaña)

En la misma línea que la canción pasada, Jejune llega con una calma bien plantada hacia quienes se dirige. Calming River tiene una composición exacta para explicar los momentos ligeros de un día que está llegando a su fin. La canción se describe como un rasgueo constante de guitarra que se alimenta de una voz sensible para llegar a nuestras profundidades. Este hecho se planta bien en lo que buscamos: paz. La elevación emocional es un proceso bastante real de lo que queremos, anillando cualquier idea musical con la suavidad de esta propuesta para quienes desean apelar al vacío de nuestras emociones.

My World, Joshua James (Gran Bretaña)

My World, de Joshua James, se presenta ante nosotros como una canción divertida, pero con cierto halo de sensibilidad no olvidada. No explota como una canción pop porque tiene esta tranquilidad del folk en sus venas, lo que le da la personalidad correcta a cada sonido, el cual entra a nosotros con muchas sensaciones catchy, esperando que bailemos con la buena onda de este músico, que sabe como llevar su voz hasta un límite exacto en que la esperanza se convierte en el hilo conductor de esta canción y enamorarse de cada sonido es, simplemente, inevitable. Gran canción para sonreír en un día oscuro.

Never Mind, Stoic (Gran Bretaña)

Hoy hay mucha música desde Gran Bretaña. La variedad con la que nos encontramos es abrumadora, en esa bolsa de diversidad entra Stoic, quien trae Never Mind, una canción llena de momentos muy bien trabajados en cuanto a lo musical, porque mezcla esta idea de lo alternativo, entre suavidad y relajación, hasta afrontar muy bien la idea del rock en la crudeza del género que toca, lo cual deja a esta canción como una mezcla de emociones bien elaborada, que nos anima a escucharla hasta el final con varias ideas complejas en la cabeza, entre sentir y bailar, dos ideas confabuladas en esta canción sin ningún problema.

Statues, Micro Circus (Alemania)

Statues es una canción fantástica. La razón es su experiencia sintética dentro del rock al cual se adaptan. Esta propuesta es como oír el presente con influencia de sonidos futuristas. Su composición tiene esta tristeza acostumbrada de la adolescencia, que luego explota con solos agradables, que alimentan a la propuesta de un estilo bastante real y original, lo cual termina dándole un placer muy bien trabajado a la canción, que sabe bien hasta donde ir, porque lleva muchísima elegancia sonora en cada fase musical que presenta. ¿Quieres bailar? Siente esta canción.

Bleeding, LWFLD (Alemania)

Bleeding llega desde Alemania con LWFLD, una canción muy bien compuesta y ejecutada. Es como escuchar una obra de teatro, su onda de sonidos épicos y la procesión correcta de musicalidad alternativa le da un toque correcto de adaptación catchy, lo cual le imprime esta fascinante impresión de interés en cada sonido de la voz del cantante, que se une a solos extremados, que acercan al oyente a un grito constante de explosión de energía y destrucción de todo con mucha elegancia en la reproducción.

Antelope, Gecko Club (Gran Bretaña)

Terminamos esta lista con Antelope, de la banda británica Gecko Club. Lo que encontramos es una composición bastante segura por sobre lo que desea expresar en sus sonidos. Es una canción tranquila pero que reconoce el valor y los límites que puede romper con su expresión más pesada. El surf rock vive en esta canción de una manera correcta, lo cual consigue que se eleve hasta arriba con muchísima onda y gratitud. Encontramos una composición bien trabajada en cada segundo de su escucha, cambiando la reproducción con ideas bien trabajadas en cuanto la narrativa, que no es nada lineal y siempre cambia de personalidad, dándonos la idea de que escuchamos varias canciones en una.