Pastilla Musical: Aquí los descubrimientos del under en esta semana

Nueva música en forma de recomendaciones para aquellos oídos que quieren entrenarse con el under mundial.

The Grand Reopening, Zatch (Estados Unidos)

“Es raro, divertido y acogedor”, eso dicen los estadounidenses Zatch sobre su estreno en el primero álbum que lanzan. La verdad es que sí, la música de los americanos trasciende entre ser muy infantil pero a la vez con la experimentación adecuada para sostenerse por sí solos en la organización madura de sus ejecutores. Es decir, la canción es una producción de grandes en forma de sonidos para niños, una verdadera locura que creemos que fue su objetivo. Recomendados, definitivamente.

Let’s Get High Together, The Gang (Eslovaquia)

Desde Eslovaquia nos llega un hard rock con demasiada personalidad, escondido entre las sombras de sonoridades bastante pesadas que nos lleva a un increíble viaje de terror y crisis mentales. En The Gang la voz de su vocalista rompe toda la instrumentación y le da ese toque oscuro de música dramática que puede representar el estar entre las sombras de la historia, mezclando a ello todo el misterio que la agrupación consigue crear en su música lineal hasta el punto que el solo de guitarra en el minuto dos destruye la canción para bien y la vuelve necesaria para embriagarse y luego revivir más sanos que nunca.

A life Twice Lived, Will Brahm (Estados Unidos)

El folk de Will Brahm siempre nos convence a creer en música que nos lleve a la paz instantánea y los increíbles viajes sonoros a lugares específicos en la mente del estadounidense. En este caso logra que su viaje por Wisconsin se afiance con la manera en que su guitarra y unos pequeños instrumentos de percusión se desenvuelven para ser un perfecto soundtrack de viaje. El americano logra que pequeños momentos queden inmortalizados en la belleza de las notas musicales del folk más sensible y ameno que podremos escuchar en mucho tiempo.

Holiday Song, Billy Joseph & The Army of Love (Estados Unidos)

Y sí, se acerca aquella época en que la música debe significar paz y alegría. En esta coyuntura está Holiday Song, una propuesta retro soul y americana que aboga muchísimo a sonar como una canción de fogata y de familia. Es cercana y melancólica, como si tratara de una canción que nos expresa esa unión de pequeños minutos entre los que más queremos. Tenemos esta canción para gozar nuestra felicidad familiar, cumpliendo en su ejecución gracias a su altísima sensibilidad entre su composición y lo que entrega finalmente.

Take me Home, KAIS (Canadá)

Desde Canadá nos llega KAIS, una propuesta que se queda aún en el folk pero se atreve a probar por la fuerza ascendente del indie rock. El canadiense prueba en Take Me Home una serie de recursos que apelan a la sensibilidad de las baterías con golpes cansados y una guitarra con un eco pequeño que alarga las notas al igual que su voz, convirtiéndola en una canción que suena a un perfecto efecto doppler, como una búsqueda por sonar a recuerdo y nostalgia al mismo tiempo.

El Bueno, el Malo y el Feo, Los Tímidos (Pánama)

Hace ocho años, los panameños de Los Tímidos nos entregaban El bueno, el malo y el feo, una propuesta que roza entre el punk y el rock, con la premisa de sonar a su época y la crueldad de una grabación muy natural y en vivo, golpeando al poder en una voz muy destrozada que nos lleva a la idea de estar escuchando a una persona con todo el dolor de paso en su ejecución.

Walk my own road, Scott & Maria (Gran Bretaña)

Los británicos de Scott & María compusieron esta canción en el encierro por la cuarentena. Esta oportunidad en la historia les abrió el camino para, literalmente, elegir su propio camino. Los cantantes crean una canción folk con la premisa de impulsar a los demás a que creen su propio camino y sean independientes de cualquier obstáculo alrededor de su destino. Sin duda es una canción que inspira con sus dos cantantes, que crean una fuerza particular, como si lo que en realidad quisieran decir es que no hay mejor camino que el compartido y el que se forja con el amor de dos personas. Recomendada si tu problema es no lograr tu independencia.

angels above, sofi bonde (Suecia)

En julio Sofi Bonde lanzó Angels Above, una fortísima propuesta pop que se sumerge en el impresionante uso de recursos tecnológicos y la elaboración de ambientes celestiales con su voz, lo cual es increíble porque cumple todo el concepto que se traza y se sale con la suya. Pertenece a un gran grupo en que la voz causa un increíble proceso de producción de panoramas musicales que las características se vuelven innumerables y reproducir esta canción se convierte en algo inevitable de no hacer.

My Word, Sense of May (letonia)

Sense Of May nos trae música desde Lituania. Es una propuesta entre indie y rock, preparada para desarrollarse consigo mismo en algo electrónico y natural, con la percusión como su principal detalle de evolución, calculando varios sintetizadores para cambiar la trama de la canción y convirtiendo, gracias a este detalle, a la canción en un producto interesante con caminos que la identifican como una interesante propuesta alternativa, entre dramática y envolvente, “catchy”.

Wild Side, Frantic Endeavor (Estados Unidos)

Imposible no pensar de primera mano en Janis Joplin en los primeros minutos de esta canción. Wild Side presenta su proyecto como una banda que se atreve desde el primer segundo a mostrar toda su fuerza, incluso en los puentes musicales, no se calla, sigue y grita, lo cual es atrevido e interesante. Ese detalle de música que se transforma de menos a más en una sola canción es raro y pocas bandas se saben mantener con tanta energía en tres minutos de reproducción, sin embargo, los estadounidenses lo logran y nos mueven la cadera y la cabeza con más fuerza cada cuanto avanza la canción y nos seducimos más por ella.

Let it pass, Travis Shallow (Estados Unidos)

Travis Shallow compone Let It Pass, una canción en modo folk que se caracteriza por su producción folk, con la participación calmada de una guitarra que avanza con varias notas y un rasgueo sencillo que nos mete en un ambiente de paz bastante particular, como si extrañáramos a alguien en especial, esto es logrado por Travis que no usa muchos recursos para crear una canción con bastante emotividad y características que nos pueden llevar a descansar en paz.

Hookup, Lara Taubman (Estados Unidos)

Esta canción de Lara Taubman lo que consigue es llevarnos a un aire bastante clásico, muy de los setentas, tiene esta onda vintage en la línea de bajo y esa voz que parece no cantar con todo el esfuerzo sino con una distorsión natural que la lleva a sonar como música vieja. Está llena de detalle clásicos que parece haber quedado atrapada en el pasado aunque es una propuesta del 2020. Sin duda una canción perfecta para ser el soundtrack de un clásico del cine.

Cold Side of Spring, Lara Taubman (Estados Unidos)

A partida doble no queremos olvidar a Lara Taubman, quien en esta canción nos presenta la cara opuesta de Hookup, ahora se convierte en una propuesta más clara y con la instrumentación en un plano de energía más certero y preciso, con una voz que se acomoda muy bien a la organización musical, porque se sabe multifacética. El detalle a apreciar en esta canción también es la involucración de los instrumentos de cuerda, los cuales crecen de a poco con la voz y crean una sonoridad muy hermosa en toda la canción.

Feel Real, SilverTwins of Funk (Suecia)

Los suecos del funk, así deberíamos llamarles a los Silvertwins of Funk, una agrupación que considera su existencia en levantar el ánimo a quienes los escuchan. Los europeos consiguen que su detalle de disco no se pierda en ningún momento y se llenan del mayor recurso de sensualidad y elegancia posible, crean un ambiente bastante fiestero y es imposible no bailar al son del funk que esta banda nos ofrece.

So I Thought, Imani Wj Wright (Estados Unidos)

Por debajo del lo-fi, este músico estadounidense quiere crear una canción con el under de la mano como su arma más potente. Se inculca a sí mismo que esta propuesta se basa en la sensualidad de su voz mientras un beat bastante silencioso le acompaña en modo de soledad y todo el concepto que este sencillo quiere ofrecer. Aunque es una canción en que la calidad no está en su cima, la intimidad es un detalle a recalcar como algo que no puede desaparecer y siempre cumple en estar.

Interwoven, Mark Vickness (Estados Unidos)

Estamos más que encantados de haber descubierto a Mark, porque nos ofrece una contenido interdimensional (hablando musicalmente), se mete de lleno en la introspección de cada uno con el uso del jazz y lo clásico como arma para derribar los obstáculos sonoros. Este lenguaje que crea nos convence en escuchar esta canción una y otra vez y caer en pequeñas crisis existencial sobre cuan lejos estamos de entender nuestra existencia o entender qué es lo que viene después del aislamiento entre quienes más queremos. Es música para repensar nuestra vida.

Sinica, James Mullah ft. Chris La Kruz (Estados Unidos)

Y si estábamos repensando nuestra vida en la anterior recomendación, es hora de bailarse todas esas dudas con Sinica, una canción del estadounidense Jame Mullah, que le canta a algo más claro, que es el convenio de nuestras relaciones con otras personas y qué valor tienen a través del tiempo. Bajo un beat pegajoso y una voz que cuadra muy bien con este, James crea una canción que te puede servir como despecho para decirle a tu ‘jeva’ que ya no es tu ‘jeva’.

Free, Jey Flores (Canadá)

Jey Flores atrae su propuesta electropop en Free, una interesante canción de la canadiense que nos convence a ser libres con nuestros movimientos de baile. La cantante tiene la potencia para explotar musicalmente cuando quiere, lo que ofrece a través de la canción un producto de interés que va formando un beat atractivo y que puede sonar en cualquier discoteca y pegar en cualquier baile. Nos hace libres, nos hace soltar la tensión de nuestros músculos.

Fight Back, The Wild & Free (Estados Unidos)

La propuesta pop del grupo The Wild & Free impresiona por su poder rockero cuando parece afrontar la canción como otro asunto electrónico. Como mensaje musical, esta banda sabe atravesar muy bien la expectativa y crea un ambiente con tanta intensidad que no es posible evitarlos. Estrenan esta canción con un videoclip de tras escenas de conciertos, videoclips y pequeños clips de las giras y ensayos. Sin duda se identifica muy bien que los estadounidenses se consolidan como una familia más que una banda que hace música.

Murder, Book of The Month Club (Estados Unidos)

Sensibles y con la cabeza en la contradicción, Murder intenta crear una canción muy triste pero impulsada en la provocación de los sentimientos más nostálgicos que podrás escuchar en una canción. Los americanos crean una canción interesante y capaz de llegar a la vena de quienes la consumen, se siente bien y se saben comunicativos con una voz clásica en una composición de banda acostumbrada pero que no decepciona jamás.

Heart Light, Jenee Halstead (Estados Unidos)

Jenee intenta que Heart Light se disponga como una canción optimista en forma de dream pop. La verdad es que lo logra cada vez que canta, porque tiene una voz muy hermosa, capaz de ser catchy en los momentos menos impensados, porque siempre creemos que va a ser una canción suave y sin muchos momentos de atracción, pero a cada momento aprovecha para dejar en claro que su intención más racional es quedarse con un beat atractivo y que nos haga bailar.

Crazy, Dr. Justice & The Smooth Operators (Holanda)

Uy uy uy, si usted quiere un funk sensual, aquí lo tienes. Crazy es la causa para mover ese cuerpo hacia la pareja en la fiesta y seducirla con todo el corazón en la mano y otra en la cadena de oro y es que esta canción te vuelve loco, literalmente, tiene una intensidad parecida a la de una bebida energética que no podemos dejar de escucharla y que nuestro corazón vaya a mil por hora. GRACIAS POR HACER ESTO. Esta canción es todo para nunca bajar el ánimo.

Skum, Blrddsouls (Estados Unidos)

Skum es un outsider total de la música, es raro y de difícil acceso, sin embargo, crea una rica producción sonora que si la busca con empeño seguro te enamoras de lo que encuentras. La banda estadounidense crea un muy buena estrategia musical para entrar en nuestros oídos, pues se basan en el garaje rock como una arma de venta y se quedan ahí hasta que se transforman de a poco en un dream pop perfecto, casi como si estuviera ya dentro de nuestros cerebros y nos incitara a estar high con sólo escucharlos. Recomendado si vas a viajar con alucinógenos.

Rock Creek Runnin’, Columbia Breakers (eSTADOS uNIDOS)

Columbia Breakers nos trae folk en forma divertida, con una increíble inclusión de instrumentos de cuerdas, a modo que la propuesta se desarrolla con una alegría constante que se nos vuelve inevitable no bailar a saltos y sonrisas con esta nueva canción de los estadounidenses. Este tipo de música nos hace pensar en las fiestas del viejo oeste y de zonas rurales donde los únicos ruidos que importan son la música de sus cantantes nacionales.

The One, Hunter Falls (Bélgica)

Una canción que se lleva toda la pasión de una propuesta pop y comercial. Lo que nos gusta de The One es que nunca abandona la idea por bajarle a la voz y los detalles tecnológicos, está muy empoderada de sus beats y no los abandona. Aprovecha cada detalle musical en son de crear una propuesta magnífica y sentimental, atravesando entre lo que odiamos con mucho corazón y lo que amamos con todo nuestro espíritu.

Lady Lover, Dani Nash (Canadá)

No sabemos porque pero esta canción de Dani Nash nos lleva con mucha seguridad a los ochentas y también a los 2000, tiene ese detalle sintético de la actualidad y también esa voz en eco que caracteriza a varias interpretaciones disco del anterior milenio. Nos encanta que en Lady Lover hay una fuerza en el personaje que se siente en forma de música y nos transparentamos con quien canta, en modo que la queremos entender cada vez más según avanza la canción.

The Great Divide, Dumb Whales (Australia)

Imposible no pensar en Joy Division. Ese riff del inicio nos lleva a pensar en Love Will Tear Us Apart, sin embargo, la originalidad de la canción toma un gran sentido en el avance de la misma, que se lleva muy bien con esa voz cruenta y la guitarra que avanza más con su riff poderoso. Además, cabe recalcar que la intensidad de la batería nunca baja de poder, siempre va en la línea de potencia adecuada. No para, no da silencios y se siente fuerte en todo momento. Una canción para convertirla en clásico, seamos claros.

SOS, Taylor Curtis (Canadá)

Taylor rebaja su canción a una propuesta pop cuando nos envía a su bebé, pero al reproducirla también le hace honor a ese rock virulento que nos tiene bajo la manga. Es que verán, esta canción sabe muy bien como evolucionar, se contagia entre el pop para luego atacar con todo en el rock. Trasciende en dos partes, con la dulce amalgama del pop y la perfecta resurrección instantánea del rock. Tenemos un lugar para disfrutar y se llama SOS, por Taylor Curtis,

Cigarette, Valle Boy (Estados Unidos)

Bueno, Valley Boy ya son nuestros viejos conocidos y la verdad no estamos seguros si ya compartimos esta canción de la agrupación americana, pero estamos seguros que si lo supiéramos la volveríamos a compartir porque estamos frente al significado de indie o música alternativa. Ambos proponen en esta canción la erupción emocional en base del cigarro y como este mueve las noches de quienes buscan diversión o paz instantánea. Un cigarro es la forma de desenvolverse con otro o relacionarse de a poco sin necesidad de palabras. Así crea esta canción un impresionante trip en base al cigarro y su simbología como placer adolescente.

You’re Not Wrong, Eve Adams (Estados Unidos)

Los estadounidenses dicen que compusieron esta canción en una noche oscura y que fue hecha para rompernos el corazón. You’re Not Wrong cumple esas dos historias, pues es una canción que nos destruye emocionalmente cada minuto que pasa, con ese saxofón de fondo que le da un toque jazzero a toda la composición folk restante, creando una sonoridad única, que va entre lo clásico y contemporáneo, conquistándonos en sus tres minutos de duración.

All this boredom, The Drives (Estados Unidos)

All This Boredom es una canción con aspiraciones sencillas, con una voz que empieza sola con un rasgueo de guitarra pero se va juntando a una composición instrumental bastante clásica, muy adolescente y que le queda con mucha etiqueta. Es un rock pegado a lo garaje y también a lo indie, se empodera con la fuerza de una grabación no tan óptima pero si con la originalidad que sólo ser naturales les puede ofrecer en su ejecución.

Yellow Fall, Songs for swimming (Dinamarca)

“Música para nadar”, dicen los daneses. Y sí, miren: la música que propone el dúo en Yellow Fall parece sacado de un cuento de magia, intacto y especial. Se compone de un gran ambiente de sonoridades que podemos creer que es como “nadar”. Es libertad en forma de música, en forma de ondas que nosotros controlamos, con esa paz constante de música para relajarnos en el mar o en cualquier tipo de agua que queramos atravesar.

Friend, Songs for swimming (Dinamarca)

Friend es otro de los nuevos singles de los daneses de Songs For Swimming. Este dúo se compone en crear varias propuestas folk que parece voces a la lejanía, a modo de una conversación del pasado y que no podemos olvidar porque es especial. No necesitan de muchos instrumentos para crear un ambiente relajante y reflexivo, casi pegado al dramatismo con pequeñas notas de sintetizadores que se atreven a componer la canción, a modo que su logro está en combinar dos mundos: natural y sintético.

floatin, jenny kwon (estados unidos)

El R&B de Jenny Kwon se implanta en floatin con un inicio particular, de magia y misterio. Luego de esta etapa va tomando una seguridad increíble entre su voz y las grandes notas que alcanza. Literalmente esta canción no necesita de más instrumentos que la voz de la protagonista y eso es increíble, porque se completa sin siquiera tener más composición que la complete. Es belleza y perfección en algo simple y poderoso.

sleepy eyes, bandanna (Estados Unidos)

bandanna nos trae sleepy eyes, un sencillo bastante íntimo y cercano a nuestras emociones. Con una propuesta bastante indie, la banda estadounidense crea un impresionante camino musical que nos cae con toda la envidia por sentirlo, lleno de teclados distorsionados y pequeñas notas de guitarra, la canción se mezcla con la increíble voz de la cantante, lo que concluye en una canción con varios momentos de emotividad y consuelo por conocer la historia detrás de todo el drama causado por la canción.

Montreal, Kelly McMichael (Canadá)

En Montreal Kelly McMichael se propone encontrar en su voz un motor inicial para que todos los instrumentos cuadren con ella. Llega con una fuerza bastante emotiva, que logra en la canción una propuesta particular entre reflexión y cuidado por cada nota que incluyen en las etapas de la canción. Sin dudas lo mejor es su voz, que se mezcla muy bien con la historia de una ciudad como Montreal y nos transporta a una experiencia desconocida por nosotros pero que Kelly hará lo posible por enseñarnos.

Betoni Kukkii, Gim Kordon (Finlandia)

Gim Kordon nos ofrece en Betoni kukkii una canción tan hardcore que volverse loco antes de acabar la canción es difícil de evitar. Los finlandeses le ponen toda la fuerza a su canción, de un modo que la destrucción es lo que más sentimos. Tienen esa potencia que parece que los escuchamos en vivo, porque su naturaleza los envía así a su composición. Sin duda es una canción que nos lleva a preguntarnos si nos gusta o no el rock y el hard rock, la respuesta está al terminar esta canción. Ojalá tengas la cabeza suficiente.

My Killer, Benedikt y Tuvaband (Noruega)

My Killer le hace honor a su nombre. Es una canción que habla sobre el supuesto asesino de las emociones dentro de una relación, de esos finales abruptos que nunca sabes cuanto te pudieron afectar. La unión de ambas agrupaciones noruegas crean en la canción una propuesta bastante folk, con una sensibilidad apropiada para los momentos tristes después de una ruptura, pero también con ese enojo en la voz de ambos para explicar que el dolor sigue pero nuestra vida tiene que tomar un nuevo camino dentro de todo este desastre. Recomendada para los domingos de soledad.

Everything is meaningless, Alexander Wren (Estados Unidos)

Alexander Wran crea en esta canción un ambiente de sonoridades que nos hacen pensar mucho en The Beatles. El norteamericano crea una canción con la fuerza suficiente de una canción en grupo, con coros interesantes y la alegría de paso en cada nota. Todo importa y todo tiene un significado, esa es la premisa del americano en esta canción, que a veces podría sonar a navidad, sin embargo ya lo decimos, se adhiere muy bien a lo clásico del pop/rock en una onda ochentera que sólo nos levanta el ánimo.

Cine Râde La Urmă, The Kryptonite Sparks (Rumania)

Con la fuerza de una canción vengativa, así es como se desarrolla la obra de The Kryptonite Sparks, una propuesta bastante animada, lista para cualquier concierto en que necesitamos mover nuestras cabezas para olvidar al amor que se fue de nuestras manos. Los rumanos saben crear una composición bastante distanciada del amor y del odio a la vez. Son multifacéticos con las emociones creadas y que no va de más con su gran composición musical, clásica y perfecta.

Coming Down, The Hollow Men (Suecia)

Perfecta para cambiar de sensaciones y de climas. Coming Down nos lleva al bosque con sólo una voz melancólica y la suave intrusión de varias notas de guitarra que sólo pueden significar el inicio de un viaje a un nuevo camino de nuestras vidas. La banda sueca logra llevarnos a días lluviosos, entrando a la primavera, con la confianza que se vendrán nuevos tiempos con más alegría en todo este proceso de cambiar para mejorar.

Wasting Time, Billy Lockett (Gran Bretaña)

El piano si puede llenar cualquier vacío y Wasting Time es la definición de esto. Además a esto, podemos ver como se unen los factores de voz y piano para llenar a la canción de una sonoridad constante por meterse en nuestra piel y llevarnos a pensar mucho sobre nuestro pasado y todo el tiempo que se muere y no puede volver, de todas esas experiencias que no volveremos a vivir porque fueron muy perfectas. Todo eso consigue esta canción del británico, porque la hace con total honestidad y amor.

Lock & Load, Kandle (Canadá)

Oh Kandle, que hermosa música haces. La canadiense nos lleva a un hall de elegancia, como si escucháramos su canción en una noche elegante, con orquesta y todo en el escenario. Aunque no se lleva con las líneas de cuerda, la cantante canadiense tiene esa voz de caramelo que nos mueve en un solo tono: sensualidad. Pura vida y amor, así evoluciona la intensidad de la cantante en Lock & Load, una canción que invita a creer en el encierro y la espera, a tener paciencia porque todo puede llegar a su tiempo.

RIDE, BLIGH (Australia)

RIDE viene desde Australia de la mano de BLIGH, una banda que le apuesta todas sus armas a un rock/pop alternativo con demasiada personalidad adolescente, con una estructura muy clásica de banda pop pero con ciertos toques de climas musicales que los pausan y causan emociones diferentes en todo su desarrollo. Los australianos saben como conseguir una canción emocionante y triste, que nos haga pensar mientras avanzamos a otro tipo de ambiente, como nos cantaran la historia dentro y fuera de una fiesta, de ebriedad feliz y el dolor de cabeza del siguiente día.

Ain’t Over You, Brother. (Estados Unidos)

Con un indie rock bastante tranquilo la banda estadounidense crea una canción bastante dramática, pero de ese drama que nos convence a destruir los colores agradables de las emociones. Es una canción bastante fuerte y con una seguridad de banda con mucho tiempo en las ejecuciones. Brother. logra crear una propuesta muy atractiva con un aire a Tame Impala y MGMT declarado, que si bien se influencia logra tener la personalidad suya y convencernos de escucharlos de nuevo.

Windows, jefff (estados unidos)

Windows es una canción para ver el interior de la cabeza de jefff, es una canción bastante loca, con un proceso musical muy particular, que parece interpretar de sobremanera una increíble evolución entre distorsiones e inclusión de elementos electrónicos que nos explican la cabeza desfasada del cantante. Es, además, interesante porque la voz del cantante nos atrae de nuevo a la realidad y se convierte de a poco en el protagonista de esta canción, con suma personalidad en lo que nos ofrece. QUÉ GRAN RIFF.

Riverine, Simon Alexander (Suecia)

Simon Alexander consigue que desde el inicio de la canción nos metamos en un cuento a la deriva del océano. Con un folk bastante tranquilo, el músico sueco se lleva de la mano con ese elemento pacífico de calcular la tranquilidad en cada nota, llevándose muy bien con todos los elementos, creando un ambiente musical en el que su canción nos adentra en un lugar en el que no hay horizontes y sólo podemos ver el vacío de nuestra existencia, un caso particular del mar y su soledad. A eso suena Riverline.

i’ve tried, eli. (estados unidos)

i’ve tried se convence a sí misma de ser una canción de fogata, con la naturalidad de incluir como personalidad de la canción a una guitarra y varios elementos de percusión muy suaves en torno de la canción. Esta propuesta intenta pertenecer a la folktrónica, con la unión de elementos acústicos y electrónicos, un intento que parece concluirse en que esa unión sí funciona y eli. lo logra, porque en el 1:43 explota y nos deja claro que la potencia siempre es necesaria para convencer a todos ellos que creen en la música tranquila y fuerte en una sola composición.

Echelon, Audego (Australia)

Vamos ahora con el R&B, con Audego en Echelon, una canción interesante porque le mete a este género una impresionante participación de rap. La banda australiana nos muestra varias caras que podemos entender de pocas maneras. Echelon puede ser una banda para escuchar en tu cuarto o para prender la primera mecha de una fiesta, aunque su intensidad está bastante determinada en ser para la preliminar de cada fiesta, es interesante como se va agregando cada cuanto a los intereses de un proyecto que quiere llegar a más y rapea para conseguirlo.

Start Again, Emily Chambers (Canadá)

Emily Chambers es toda una reina, con su imagen y su música. En Start Again todo funciona de forma evolutiva, va de menos a más, con una voz que parece sacada de los mismísimos ángeles, y es que sólo tienes que escuchar un minuto de esta propuesta para enamorarte de esta voz, que roza el funk tal como el neo soul, sin faltarle el respeto a ninguno, con la impresionante participación de instrumentos de fondo que le dan la armonía perfecta a Emily para convencernos de lo hermoso que es descubrir música como esta.

Angel with a smoking gun, Love Ghost (Estados Unidos)

Estamos frente a una propuesta de Cloud Hop y Hard Rock, de la cual sólo podemos decir: WTF. Qué nivel de experimentación se lanzó Love Ghost en esta canción, es la experiencia completa de una canción con muchos caminos para iniciar uno nuevo. La hace bien y contesta a sí mismo un impresionante destino de aprender a conquistar nuevos oídos curiosos, porque sí: esto es curioso y hermoso.

Settle Down, Woodlock (Australia)

Settle Down es todo eso que un adolescente necesita para sobrevivir cada día. La banda australian Woodlock hace de una canción toda una experiencia para levantarse de la cama y romper contra los obstáculos de no poder vivir cada día con la paz de un nuevo comenzar. Sin duda los nacidos en Oceanía logran que esta canción tenga una personalidad de lucha muy notable y que se distinga muy bien de sus influencias.

Good At being lonely, Medium Build (Estados Unidos)

Good At Being Lonely se lleva con todas en Medium Build. La banda estadounidense es impresionante en cuanto a su ejecución porque no sólo prueba por el indie tradicional, sino que se lleva con todas por el R&B, de una forma en que su propuesta está llena de detalles que uno no puede pasar por alto y es obligado animarse a meterse en esta canción con todas las cualidades de una plantación de emociones marcada, llena de momentos que hacen de esta canción algo inolvidable.

A Spiritual Experience, Evan From Heaven (Estados Unidos)

“Una canción en la que se puso mucho amor”, así se describe a A Spiritual Experience, una canción que propone encontrar todas las emociones profundas a quien llega, con varias etapas musicales en una misma canción, la cual se impulsa con bastante rectitud en todo su desarrollo. Esta canción está llena de características que pueden ser espiadas como música de naves espaciales o un indie rock bastante fresco y ligero, óptimo para la consecución de nuevas formas de ver a la música sencilla.

All the waves, Valencia James (Australia)

Valencia James confía en que All The Waves se llene de mucha confianza en su propuesta electro pop. La cantante australiana se lleva muy bien de la mano con los sintetizadores y los pequeños golpes de percusión. Inédita y atrevida, así es que se desenvuelve en casi toda la canción la cantante, impulsada muy bien por una fuerza lineal en toda la canción que siempre pone por delante a su voz.

Un paso adelante, Infame (Chile)

DESDE CHILE llega Infame, con Un Paso Adelante, una canción llena de detalles rock y casi asociados al garaje rock. La banda chilena se enfrenta a una propuesta alternativa que se mueve muy bien en los cruentos sonidos del rock. Un Paso Adelante es algo confusa, para bien. Nos trae una letra con una fuerza diferente al poder destructivo de su música, lo que nos causa un interés particular, entre lo que queremos escuchar, sentir y entender. Sin duda con esta música queremos despertar e iniciar cada día. ES PURA ENERGÍA, nunca para.

Rarnati, Kasbah Rockers (Marruecos)

Desde Marruecos nos llega Rarnati, una canción bastante diferente a lo que solemos compartir y escuchar en estas listas. Lo que más nos gusta de esta canción de los Kasbah Rockers es su impresionante expresión de dramatismo a través de toda su canción, es que interpretan muy bien ese misterio y desconocimiento de su propuesta, llevan una increíble plataforma musical a su propuesta en la que sólo podemos tener curiosidad sobre qué es lo que escuchamos y porque los coros femeninos son tan impactantes.

Moment’s Arrival, The Bullseyes (Polonia)

Desde Polonia viene The Bullseyes, con Moment’s Arrival, una canción con altísimas sensaciones de paz y evolución. Es una entrega con bastante emoción que sólo necesitó de dos personas para que, dentro del videoclip, nos cuenten una historia particular, de superación entre dos músicos que ven más allá del encierro y se dirigen hacia el momento en que ambos estarán en la cima de su evolución. Es, sin duda, una canción para mejores amigos que nunca parece acabar.

How it works, Old Sea Brigade (Estados Unidos)

How It Works es el avance del próximo álbum de la banda estadounidense Old Sea Brigade. En esta entrega nos explican el espíritu musical de la banda, que se compone de un folk bastante notable pero también de un rock creciente en sus partes más movedizas. La banda americana sabe llevar en toda su canción una estructura lineal que no pierde el norte y funciona como el soundtrack perfecto del videoclip, que explica la perdida de una persona en el desierto y como entender ese vacío puede resultar bastante como un mensaje del destino por enfrentarse a uno mismo.

College Town, Lawson Hull (Australia)

College Town, del australiano Lawson Hull se apega mucho a los recuerdos, con una estética de viaje bien impuesta, sin dejar lugar a dudas de una propuesta interesante y nostálgica. El cantante sabe expresar todos sus recuerdos con una guitarra como su único acompañante, a través de ello el incluir pequeños ingresos de teclas que le dan una sensación de sensibilidad a la canción que puede llevarnos de lleno a entender todos los recuerdos dentro de la cabeza del cantante australiano.